Inicio / admin (página 4)

admin

Cómo la genética derrotó a la industria de los desodorantes en China

Con sus 1.379 millones de personas, China parece el mercado perfecto. Los números juegan en beneficio de las ventas. A no ser que hablemos de desodorantes, por ejemplo. Y es que estos productos no funcionan demasiado bien en este país ni otros de Asia. Pero, ¿por qué? La respuesta no es la higiene personal, sino las necesidades de la población china, el marketing y un pequeño alelo que lo modifica todo. ¿Por qué nos huele el sobaco? Puede que nunca te lo hayas preguntado, pero muchos científicos han observado detenidamente por qué nuestro sudor puede resultar tan desagradable en algunas ocasiones. Esta información es crucial para desarrollar nuevos productos de higiene personal, pero también lo es para comprender por qué en China la venta de desodorantes es miles de millones más baja que en otros países con cuatro veces menos población. El sudor se produce en las glándulas ecrinas y apocrinas, y la secreción es inodora, es decir, no huele. ¿Entonces? En los sobacos (y en las zonas más velludas) existe una mayor concentración de glándulas apocrinas, las cuales segregan grasa además de la mezcla de agua y sales típica del sudor. Aunque la secreción no huele, como decíamos, en nuestra piel viven un montón de bacterias. Estas, cuando son "alimentadas" por este tipo de secreciones, producen una cantidad de productos de deshecho que son los causantes del mal olor. Es decir, las bacterias de nuestra piel devoran la grasa y el resto de la secreción produciendo una serie de sustancias volátiles malolientes. En Xataka Ciencia Cuál es la velocidad máxima a la que puede correr un ser humano y el mito de los nuggets de pollo de Usain Bolt Entre dichas bacterias se han identificado a Corynebacterium spp., Staphylococcus spp. o Micrococcus spp., aunque parece que hay bacterias de todo tipo y de hasta 19 grupos diferentes. La ropa, la humedad y la temperatura corporal hacen de nuestros sobacos un ambiente perfecto para que crezcan las bacterias. Los desodorantes, sin embargo, ayudan a retener el olor, a controlar las poblaciones bacterianas y a estabilizar las sustancias que se degradan. En definitiva, ayudan a que nuestros sobacos no huelan tan mal. China, la genética y los desodorantes 110 millones de dólares puede parecer mucho dinero pero, en realidad, esta cifra es bastante decepcionante si tenemos en cuenta que con varios cientos de millones de personas menos, Estados Unidos facturó en 2016 unas cuarenta veces más. ¿Qué está pasando? ¿Por qué no funcionan los desodorantes en China? Si estás embutido en un autobús de este país, probablemente te habrás dado cuenta de que, a pesar de que te rodee una veintena de personas sudorosas el olor no es especialmente fuerte (no estamos hablando de otros olores, sino del corporal). Esto se debe, principalmente, a un gen llamado ABCC11. La población asiática tiene un alelo (una variante) para dicho gen que cambia radicalmente la composición bioquímica del sudor. El gen ABCC11 también está implicado en la formación del cerumen de las orejas o la cantidad de sebo segregada El gen ABCC11 también está implicado en la formación del cerumen de las orejas o la cantidad de sebo segregada. En concreto, el genotipo rs17822931, predominante en la población asiática, está asociado a una menor producción de sustancias volátiles, lo que quiere decir: menos olor. Por tanto, en China es bastante fácil que el sudor, sencillamente, no huela, o huela muchísimo menos (un ligero toque ácido que se percibe muy de cerca, según han analizado los investigadores). En Xataka Las 10 variantes genéticas "ventajosas y sin efectos secundarios" que George Church quiere meter en nuestros hijos con CRISPR Este gen es considerado uno de los más seguros y mejor estudiados al respecto de su expresión humana. Tanto es así que existen genetistas como George Church que abogan por introducir deliberadamente mutaciones como esta en el acervo general humano. Esto, por supuesto, sería una eugenesia en toda regla, es decir, una modificación genética que busca la mejora del ser humano mediante técnicas artificiales (y que no es legal). Pero oleríamos todos mucho mejor. Una cuestión cultural: el marketing contraataca Mientras que en otros países el sudor es considerado un elemento desagradable contra el que luchar, en Asia en general este es visto como un símbolo de esfuerzo y superación. Es decir, se considera de forma culturalmente muy distinta, tal y como explicaba Hugo Sáez hablando de la publicidad al respecto de estos productos y la importancia de que no implique tanto un problema de higiene corporal, o al menos no tan grave y desagradable. Esa es una de las razones por las que las ventas eran bajas: el mensaje del sudor como enemigo y como algo vergonzoso no resuena en Asia. Nike lo entendió bien: en este anuncio para China el sudor es protagonista casi en cada plano. pic.twitter.com/21rJg44Hkz— Hugo Sáez (@Hugo_saez) 24 de agosto de 2018 Esto ha supuesto un serio problema para las compañías de productos destinados al cuidado personal, que en décadas no han podido poner a flote este mercado. Sin embargo, que nada detenga un buen negocio: estas compañías "han reinventado" el producto. En agosto de 2016 la venta de desodorantes en Asia recibía un empujón interesante. La razón parece ser el cambio radical del concepto: en vez de desodorantes en spray o roll-on, cremas desodorantes hidratantes para el cuidado personal. Es decir, ya no hablamos de un producto meramente higiénico, sino que han convertido estos productos en un elemento estético y de salud personal más. En Xataka El retrete japonés es un inventazo: estas son las razones por las que apenas ha calado en el mundo occidental De esta manera, la estrategia ha cambiado radicalmente el enfrentamiento, ganando mercado y esquivando un problema cultural que afecta a toda Asia. Una cuestión causada por una pequeña variación genética que supone ganar o perder millones de dólares en ventas. Imágenes | Unsplash, Wikimedia También te recomendamos ArkOS, el sistema operativo alternativo a Android de Huawei, ya está en pruebas: un millón de dispositivos lo tienen en marcha Si Apple lo necesita,todos los iPhone dirigidos a EEUU se podrían fabricar fuera de China, afirman en Foxconn [Actualizada] S&P advierte a EEUU que bloquear a Huawei a largo plazo acabará por fortalecer más a China - La noticia Cómo la genética derrotó a la industria de los desodorantes en China fue publicada originalmente en Xataka por Santiago Campillo .

Leer más »

Mejor que faros, drones: así es el Audi AI:TRAIL quattro, un concepto de todo terreno futurista de Audi

El loco mundo de los conceptos de automóvil es y siempre será así de loco, pero de vez en cuando nos sorprenden con ideas que nos sacan más aún de lo que es un coche estándar y que quién sabe si se materializarán de alguna manera en éstos. El que nos ha roto un poco los esquemas ahora es el Audi AI:TRAIL quattro, y ya no sólo por su impactante diseño, sino por sustituir los faros por drones. Este modelo también estaba guardado para ser presentado oficialmente en el Salón de Frankfurt, una de las principales citas anuales para los fabricantes de automóviles. Ahí también vimos el Mercedes Vision EQC, 100% eléctrico y autónomo. En este caso también se trata de un vehículo eléctrico, aunque más que el motor nos llama la atención la combinación de dispositivos y tecnologías que plantea. A explorar la naturaleza Explican en Audi que la idea es no perderse nada y ver bien los exteriores, de ahí que la carrocería de la única cabina que compone el habitáculo del automóvil esté construida en cristal en gran parte de la superficie. En adición a esto, y al contrario de como cada vez es más habitual ver, no hay una gran pantalla como centro de control, sino un smartphone (aunque hay otras pantallas accesorias). En Xataka Así se imaginan las marcas de coches el futuro de la automoción: los 11 'concept cars' más espectaculares del Salón de Frankfurt 2019 La intención de todo esto: que quien esté dentro del vehículo tenga las mejores vistas de la naturaleza y los alrededores y "que se rompan las fronteras entre el interior y el exterior", explican en ese comunicado. Para todo eso integra neumáticos sin aire, con llantas de 22 pulgadas (que no son pocas) y su chasis es de una combinación de acero, fibra de carbono y aluminio que aligera el peso total del vehículo, quedando en 1.750 kilogramos (incluyendo las baterías). Pero más allá de esto, de los escalones retráctiles o de la regulación variable de la presión de neumáticos lo que llama bastante la atención es que en vez de faros (de cruce y de largo alcance) lo que utiliza son drones eléctricos autónomos, los Audi Light Pathfinders. También incorpora cámaras y un sistema de iluminación (Audi Light Companion) que proporciona luz ambiental y además puede proyectar la dirección a seguir al emparejarlo con el sistema de navegación. Este coche es eléctrico y autónomo (la denominación AI implica, como es habitual, inteligencia artificial), con un nivel 4 de conducción autónoma en carretera y nivel 3 a bajas velocidades, manteniendo por ello pedales y volante para que el conductor tome el mando sobre todo en terrenos difíciles. Eso sí, hay una buen dosis de sensores para que éste se vea asistido en la conducción. Ver galería completa » Audi AI:TRAIL quattro (9 fotos) Transparente y compacto Este modelo conceptual mide 1,67 metros de altura, 2,15 metros de ancho y 4,15 metros de longitud, por lo que acaba siendo bastante compacto. Recordábamos antes el concepto de Mercedes que integraba dos motores, y este dobla esa cantidad con cuatro motores eléctricos independientes, uno para cada rueda. Con todo esto se consigue una velocidad máxima de 130 kilómetros/hora, aunque limitada para lograr autonomías de entre 400 y 500 kilómetros (en carreteras o pistas rápidas), aunque según el terreno esta media puede bajar a 250 kilómetros. La potencia que logra es de 320 kilovatios y el par de motor de 1.000 Nm. Como siempre, se trata de modelos conceptuales y son una manera de mostrar ideas o las bases de las que se parten para crear posteriormente modelos que sí saldrán al mercado o bien alguna de sus características, pero aplicaciones como las de los drones llaman bastante la atención. Veremos si en el futuro vemos alguna solución similar. También te recomendamos Karma SC1 Vision Concept: así luce el que será el primer coche completamente eléctrico de la compañía antes conocida como Fisker El Audi e-Tron es el primer coche eléctrico del mundo en obtener la máxima calificación de seguridad por parte de la IIHS Conozcan a Rivian, la startup de coches eléctricos que ha recaudado 1.700 millones de dólares de Amazon y Ford sin vender un sólo coche - La noticia Mejor que faros, drones: así es el Audi AI:TRAIL quattro, un concepto de todo terreno futurista de Audi fue publicada originalmente en Xataka por Anna Martí .

Leer más »

En 2014, una enorme burbuja de agua caliente surgió frente a la costa oeste de EEUU. Todo apunta a que ‘The Blob’ ha vuelto

Hace cinco años, 'The Blob' irrumpió en el Pacífico. Una inmensa aglomeración de agua cálida que cubría toda la costa oeste de Norteamérica desde el Golfo de California al Estrecho de Bering. Durante los siguientes dos años, aguas a más de tres grados sobre la normalidad descolocaron los ecosistemas marinos y provocaron enormes pérdidas a la industria pescara. Aún, esos ecosistemas no se han recuperado, pero la evolución de la temperatura de las aguas del Pacífico norte en lo que llevamos de verano ha hecho sospechar a los expertos que el fenómeno está de vuelta. El problema es que nadie sabe exactamente por qué está pasando. De nuevo, the Blob Cartel de la película "The Blob" (1953) Entre 2014 y 2016, la población de peces, pájaros y mamíferos marinos del Pacífico Nororiental se redujeron por la falta de alimentos; los corales de Hawai se blanquearon por primera vez; y las especies tropicales invadieron amplias regiones del océano, entre ellas, algas nocivas (que afectan principalmente a cangrejos y almejas). En Xataka Perdiendo a Nemo: así se está muriendo la Gran Barrera de Coral La "ola marina de calor" provocó que la pesca del bacalao cayera más de un 80 por ciento, que las ballenas jorobadas de Alaska frenaran su descendencia e hizo que se perdieran colonias enteras de aves autóctonas. Un fuerte golpe ecológico y económico casi a partes iguales. Aquella 'Blob' ha desconcertado a los investigadores durante estos años. Se sabe que en las últimas décadas las olas marinas de calor se estaban haciendo más largas e intensas, pero no está claro cuál es el mecanismo que las provoca. Tanto es así que los investigadores están convencidos de que igual que puede durar años, el evento podría disiparse rápidamente. De la misma manera, tampoco se sabe por qué el fenómeno que está contribuyendo ahora al calentamiento del océano (la ausencia de vientos) está durando tantos meses. Lo que sí se sabe es que el evento actual "está en camino de ser tan fuerte como el evento anterior", explicaba Andrew Leising, investigador de NOAA. Sus sistemas de control ya señalan que "por sí solo, es uno de los eventos más importantes que hemos visto". En Xataka Nueve veces en las que nos hemos adelantado al cambio climático El mundo cambia más rápidamente de lo que podemos sospechar y lo que hace unos años parecía histórico, hoy se convierte en el "nuevo normal". Y lo que parece claro es que nuestra forma de vida es hoy especialmente sensible a este tipo de pequeños cambios globales. Por eso, la pregunta es si seremos capaces de adaptarnos a esta nueva realidad. 'The Blob' es un buen ejemplo de cómo fenómenos novedosos por su dimensión irrumpen en nuestra vida diaria de forma casi insospechada y nos obligan no solo a monitorizar lo que apsa a nuestro alrededor, sino a ser creativos al buscar formas de adaptarnos a ellos. Imagen | NOAA También te recomendamos El mes pasado fue el junio más caluroso jamás registrado en Europa "El 5G es un salto de 30 años hacia el pasado de las predicciones meteorológicas": los expertos piden una regulación con sentido Julio fue, oficialmente, el mes más caluroso que nunca hemos registrado en el mundo y esto aún no se ha acabado - La noticia En 2014, una enorme burbuja de agua caliente surgió frente a la costa oeste de EEUU. Todo apunta a que 'The Blob' ha vuelto fue publicada originalmente en Xataka por Javier Jiménez .

Leer más »

11 mitos y realidades de baterías en portátiles

Las baterías de nuestros dispositivos móviles se han convertido en protagonistas de nuestra experiencia de usuario, pero hace mucho que son también componentes críticos en ordenadores portátiles. ¿Ha mejorado la tecnología integrada en esas baterías? ¿Cuál es la mejor forma de exprimir estos componentes y sacarles el mayor partido? Es lo que trataremos de explicar al aclarar algunos de los mitos y realidades más importantes de las baterías en portátiles. Si queréis saber cuándo debéis cargar vuestros portátiles, si debéis tenerlos enchufados todo el tiempo o qué pasa con los ciclos de recarga, atentos. 1. Hay dos grandes tipos de baterías En nuestros portátiles solemos encontrar dos tipos de batería: de ión de litio y de polímero de litio. Ambas se caracterizan por su ya consolidada producción masiva -lo que ha permitido abaratar el precio de estos componentes- y su buen comportamiento excepto a altas temperaturas, algo de lo que hablaremos más adelante. La diferencia fundamental entre ambas es la forma en la que la sal de litio está contenida en esas baterías: mientras que en las baterías de ión de litio ese componente está contenido en un solvente orgánico líquido, en las de polímero de litio el continente es un compuesto polimérico similar a un gel. 2. Tenlas enchufadas cuanto quieras Una de las primeras preguntas que suelen hacerse los usuarios de portátiles es qué pasa cuando uno trabaja con el portátil en casa o la oficina. ¿Debe dejarlo siempre conectado? ¿Debe desconectarlo en cierto momento para que la batería no se degrade? ¿Dejarlo conectado todo el tiempo puede provocar algún tipo de sobrecarga? La respuesta es sencilla: podéis dejar vuestros portátiles enchufados todo el tiempo que queráis, porque no hay peligro de que sobrecarguéis el portátil. En cuanto la batería está totalmente cargada ese proceso se detiene, y no vuelve a iniciarse hasta que el voltaje de la batería cae por debajo de cierto nivel. 3. No dejéis el portátil completamente descargado mucho tiempo Cuando uno utiliza el portátil sin estar enchufado acaba llegando un momento en el que aparecen los avisos de batería baja que el sistema operativo muestra y que nos recuerdan que debemos recargar el portátil. Si no tenemos el cargador o un enchufe cerca no hay mayor problema, ya que podremos agotar la batería al máximo, dejar que el ordenador se apague por falta de batería y realizar esa recarga de la batería más tarde. Sin embargo dejar esa batería descargada durante un largo periodo de tiempo puede situar ese componente en un estado de descarga profundo (otra de las formas de indicar el estado de la carga) del que podría no recuperarse nunca más. Este analizador de batería de la empresa Cadex cuenta con opciones de impulso de batería que permiten recuperar baterías en un estado profundo de descarga. Las baterías de ión de litio cuentan con un circuito de protección que evitan un "abuso" de la batería. Eso hace que entre otras cosas la batería no se vuelva inutilizable si se "sobredescarga", pero ese mecanismo no siempre funciona. Cuando las baterías se "duermen" los cargadores ofrecen una pequeña carga impulsora -pulsos de muy corta duración pero de voltaje muy alto- para activar ese circuito de protección, y si se detecta que una de las células empieza a cargarse, se inicia el proceso normal. Lamentablemente ese mecanismo no siempre funciona, 4. ¿Cómo se mide el estado de una batería? Ese concepto del apartado anterior nos lleva a otro concepto importante: cómo se describe el estado y condición de una batería. Hay varios tipos de formas de presentarlo, aunque el más extendido es el estado de carga (State of Charge, SOC), que es un porcentaje de la capacidad máximo. Otra de las formas de expresarlo es la profundidad de descarga (Depth of Discharge, DOD), que también es un porcentaje sobre la carga máxima: se suele aceptar que un 80% de DOD supone haber entrado en una fase de descarga profunda, y esto es peligroso. Otras medidas son el voltaje de la terminal -varía con el SOC y la corriente de carga y descarga-, el voltaje del circuito abierto -el que existe entre los terminales de la batería cuando no hay carga aplicada- y la resistencia interna, que varía y depende del estado de carga: a medida de que la resistencia interna aumenta, la eficiencia de la batería se reduce y la estabilidad térmica se reduce porque cada vez más energía de carga se convierte en calor. Mal asunto de nuevo. 5. No cuentes ovejas, cuenta ciclos de recarga Todas las baterías de este tipo tienen cierta vida útil que se mide en ciclos de recarga. No hay un estándar que especifique lo que constituye un ciclo de recarga de forma detallada, pero se suele asumir que un ciclo de recarga completo se aplica cuando recargamos la batería (de nuevo, no está aceptado que haya que cargarla por completo) tras descargarse por debajo del 20%. La forma de contar esos ciclos de carga varía según los fabricantes, pero en Apple dan un buen ejemplo de cómo lo hacen ellos: "podrías haber usado la mitad de la carga de tu portátil un día y podrías recargarlo por completo. Si hicieras lo mismo al día siguiente, eso contaría como un ciclo de carga, no como dos. De este modo, podría llevar varios días completar un ciclo de carga". Todas las baterías de ese análisis mostraron una reducción de su capacidad a medida que los ciclos de carga iban consumiéndose. De un 88-94% de capacidad inicial pasaron a un 73-84% tras 250 ciclos de recarga. Fuente: Battery University. Como explican en ese mismo documento, se recomienda sustituir la batería una vez se alcancen el máximo número de ciclos de carga. Podremos seguir usando esa batería, pero notaremos una inevitable reducción en la autonomía de esas baterías que se irá agravando con el tiempo, algo que explican muy bien en Battery University. Allí comentaban por ejemplo cómo incluso durante el primer año de uso las baterías no logran dar el 100% de su capacidad: por un lado su almacenamiento hace que pierdan capacidad, pero por otro los fabricantes dan datos a menudo optimistas porque "saben que pocos usuarios comprobarán esa capacidad y se quejarán". En Xataka De AirPods, obsolescencia programada y la tragedia de la degradación de las baterías Cada portátil es un mundo porque integra baterías de distinta capacidad y con diferencias sutiles que pueden hacer que el número de ciclos de recarga soportados sea variado. En Apple ofrecen una estimación de sus equipos en la que vemos cantidades que van desde los 300 ciclos de los viejos modelos a los 1.000 de los nuevos. No muchos fabricantes lo dejan tan claro, y por ejemplo en los Dell XPS 13 se criticaba que ese número llegara solo teóricamente a los 300 ciclos, algo que supondría un sobrecoste para usuarios que quisieran seguir manteniendo a raya ese apartado. Es posible obtener información sobre el estado de la batería en Windows. Para ello tendremos que abrir la consola de comandos y ejecutar el siguiente comando: "powercfg /batteryreport". Tras unos instantes se generará un informe en el directorio "C:WindowsSystem32battery_report.html". Si abrimos ese fichero con un navegador, podremos ver cómo de la capacidad original (Design Capacity) la batería se habrá degradado hasta la capacidad actual (Full Charge Capacity). Eso dará una buena referencia para saber el estado de nuestra batería. 6. El calor, el gran enemigo de las baterías Si hay un elemento que afecta a la vida útil de las baterías, ese es el calor. No solo eso: es también un parámetro que puede condicionar el correcto funcionamiento de las baterías de las que estamos hablando, convirtiéndolas incluso en baterías "explosivas", algo que ha causado numerosos casos de devolución de equipos de fabricantes y que también afecta a otros productos como los recientes hoverboard. El uso de equipos en localizaciones en los que la temperatura está por encima de los 30 grados puede tener consecuencias importantes para la vida útil de nuestros equipos, y de nuevo tenemos un documento de Battery University que revela que las baterías de ión de litio "sufren de estrés cuando se las expone al calor de la misma forma que lo sufren al someterlas a un alto voltaje de carga". Estimación de la capacidad recuperable de una batería de ión de litio al almacenarla durante un año a diversas temperaturas. Fuente: Battery University. Como se puede apreciar en esa tabla, las temperaturas inciden de forma directa en el rendimiento que obtenemos de nuestras baterías, y por eso si algún día tenéis que almacenar una batería durante un largo periodo de tiempo lo mejor que podéis hacer es 1) Dejarla cargada al 40-50% (para evitar un estado profundo de descarga prolongado) y 2) almacenarla en un sitio fresco. Incluso es adecuado tapar los terminales metálicos de la batería con cinta aislante para evitar conductividad accidental o cortocircuitos y meter la batería en una bolsa con cierre hermético para protegerla de polvo y suciedad. 7. Almacenar la batería en la nevera o el congelador no sirve de (casi) nada Si el calor es malo para las baterías, el frío debería ser bueno, ¿verdad? Pues no. Ese mito extendido de que almacenar las baterías en un congelador o en la nevera puede mejorar su comportamiento es uno de los más populares, pero no es necesariamente cierto. Aunque en cierto tipo de baterías -como las de NiMH o NiCD, prácticamente en desuso hoy en día- la degradación incluso a temperatura ambiente es apreciable y se puede ralentizar con temperaturas bajas, las baterías de ión de litio y de polímero de litio no son tan sensibles a ese problema -sí a temperaturas elevadas, como decíamos-, y de hecho mantener baterías en el congelador o la nevera puede dañar las baterías. La condensación puede provocar corrosión los contactos o el sellado. En Xataka La agonía de los móviles con batería extraíble: de ser el 99% de los móviles de 2008 a cerrar 2018 por debajo del 9% Hay casos en los que no obstante este método puede servir para otro propósito: recuperar una batería "muerta". En foros de discusión y algunos blogs los usuarios han contado como almacenar esas baterías aparentemente irrecuperables en el congelador durante 14 o 15 horas podía ser útil. El proceso es sencillo -meter la batería en una bolsa sellada en el congelador, sacarla tras ese periodo, dejarla que recupere su temperatura normal antes de meterla en el equipo y realizar varios ciclos de recarga completa- así que si estáis en ese caso quizás podáis verificar si el método funciona o no. 8. Voltajes de carga, toda una ciencia Esa temperatura influye en la forma en la que se degradan las baterías, y lo mismo ocurre al cargarlas con un voltaje excesivo -por encima de 4,1 voltios por celda la cosa se complica, así que cuidado-, algo que hace que el número de ciclos de carga disponibles se reduzca. Cuidado con jugar con el voltaje de carga: si lo bajas aumentas el número de ciclos de carga, pero reduces la capacidad que ofrece la batería tras recargarla de forma completa. Según los expertos el voltaje de carga óptimo es de 3,92V/celda. Fuente: Battery University. En ese documento de hecho indican que "cada reducción en el voltaje pico de carga de 0,1V/celda se estima que duplica la vida del ciclo. Por ejemplo, una celda de ión de litio cargada a 4,2V/celda normalmente ofrece 300-500 ciclos". En Xataka Windows Te damos algunas recomendaciones para cuidar y mimar la batería del portátil y sacarle el máximo partido "Si se carga solo a 4,1V/celda la vida se puede ampliar a 600-1.000 ciclos. 4,0V/celda deberían ofrecer 1.200-2.000 ciclos y 3,9V/celda deberían ofrecer de 2.400 a 4.000 ciclos de carga". No todo son buenas noticias, porque hay una consecuencia: cada reducción de 70mV en el voltaje de carga reduce la capacidad usable de la batería en un 10%. 9. ¿Saco la batería si estoy con el portátil enchufado a la corriente? Esta es una de las cuestiones que no tiene respuesta sencilla, y de hecho cada fabricante parece tener su propia opinión al respecto. En Acer, por ejemplo, sí recomiendan extraer la batería si vas a utilizar el portátil conectado a la corriente. Otros fabricantes no estaban de acuerdo, y por ejemplo Apple incidía en que no se extrajese la batería de sus MacBook cuando este componente aún se podía extraer -hay consejos prácicos para ahorrar batería en estos equipos-. En HP indican que no hay problemas salvo que uses el portátil enchufado durante más de dos semanas -no explican el porqué- mientras que en Dell afirman que puedes usar el portátil sin extraer la batería tanto como quieras. En Xataka Cómo evitar que tu Windows se apague o suspenda tras un tiempo sin usarlo Evidentemente hay equipos en los que la opción de extraer la batería no está disponible -no al menos de forma sencilla- y como ya hemos explicado las baterías de ión de litio no tienen problemas de sobrecargas, así que aunque no extraigas la batería no va a pasar nada. 10. ¿Cargo y descargo por completo, o solo parcialmente? Las baterías de ión de litio que encontramos en muchos de nuestros equipos no solo tienen como enemigo al calor, sino también e esos ciclos de recarga completo que acaban agotando el rendimiento de la batería, como explicábamos anteriormente. El uso habitual de estas baterías es el de cargarlas completamente para luego descargarlas hasta que el sistema operativo nos avisa de que tendremos que recargarlas. No es tan normal que las descarguemos por completo, lo que redundaría en un ciclo de carga completo agotado, pero hay métodos alternativos. Es el que proponía por ejemplo el CEO de Cadex Electronics, Isidor Buchmann, que explicaba que lo ideal es que la gente recargase sus portátiles al 80% y luego las agotase hasta el 40% para volver a repetir el ciclo. Eso permite según sus pruebas alargar la vida de la batería de forma notable -hasta cuadruplicándola, asegura- ya que el nivel del voltaje al que cargamos las celdas de la batería con ese ciclo hacen que la batería "sufra menos estrés". El problema por supuesto, es seguir ese método continuamente, sobre todo cuando no hay utilidades en Windows o OS X/macOS que avisen de esos niveles. Demasiado incómodo para la mayoría de los usuarios, nos tememos. En Xataka Así es el otro coltán: qué es, para qué sirve y cuál es el futuro del cobalto, el metal que hace posible que tu móvil sea como es Aquí podríamos mencionar también otro de los consejos populares que se ven en internet: ¿hay que cargar siempre por completo un dispositivo antes de su primer uso? Lo cierto es que aunque algunos fabricantes sí recomiendan esta práctica, el proceso no es estrictamente necesario, y se suele realizar para completar la calibración de la batería. Gracias a ese proceso el indicador de batería del sistema operativo se podrá comportar de forma óptima a la hora de mostrarnos la capacidad disponible en cada momento. 11. Cuidado con los cargadores y las baterías "alternativas" Lo que sucede en el segmento de los smartphones no es menos cierto para el de los portátiles: tanto las baterías como los cargadores y adaptadores de corriente originales son componentes demasiado sensibles como para andar haciendo experimentos con alternativas de terceras partes que pueden darnos muchos problemas. Esto es especialmente cierto en el caso de los cargadores, que a pesar de ser compatibles pueden no estar tan cuidados como los originales. Estos elementos son pequeñas obras de la ingeniería electrónica que hacen mucho más que cargar nuestro dispositivo: vigilan voltajes, sobrecalentamientos y sobrecargas, y por tanto son elementos en los que conviene invertir si por alguna razón acabamos teniendo que acudir a un cargador para reemplazar el nuestro. Imagen | Unsplash En Xataka Móvil | Baterías, tipos, mitos y verdades (I) (II) (III) También te recomendamos Samsung nos muestra el primer panel OLED del mundo de 15,6 pulgadas con resolución 4K diseñado para portátiles Surface Laptop 2, análisis: construcción impecable para un portátil puro que pierde terreno en la conectividad 19 trucos para sacarle todo el partido a MIUI en tu móvil Xiaomi - La noticia 11 mitos y realidades de baterías en portátiles fue publicada originalmente en Xataka por Javier Pastor .

Leer más »

ASUS Zenbook Pro Duo, análisis: el portátil de doble pantalla 4K intenta ser el portátil definitivo

Si hay algo claro respecto al portátil ASUS Zenbook Pro Duo es que no deja a nadie indiferente. Y que es muy disruptor a lo que podemos encontrar en el mercado. Ese soplo de aire fresco llega con detalles que lo hacen único pero también con consecuencias y situaciones de uso peculiares que hemos repasado en nuestro análisis a fondo del nuevo ASUS Zenbook Pro Duo en Xataka. ASUS Zenbook Pro Duo, especificaciones técnicas Si abierto el ASUS Zenbook Pro Duo es un portátil que te puede dejar con la boca abierta por su buen diseño, acabado y detalles, no ocurre lo mismo cuando está cerrado y hemos de transportarlo. El nuevo portátil del fabricante asiático es muy pesado, grueso e incómodo de transportar de un lado a otro. Este portátil tiene un peso de 2.5 kg y un grosor de 2,4 cm, aunque en mano la sensación que nos transmite es de mayor peso y grosor. El exterior es "muy ASUS", con un acabado impecable en aluminio cepillado con el patrón típico de los Zenbook que evocan diferentes tonalidades de azul según incida la luz sobre la superficie. Una peculiaridad que nos ha gustado mucho del ASUS Zenbook Pro Duo es el sistema de apertura, el cual hace de stand para elevar unos grados el teclado, lo que siempre es de agradecer en un portátil porque va a proporcionarnos una posición de escritura más cómoda, una visualización más ergonómica así como una refrigeración más adecuada al permitir el paso del aire por debajo del equipo. ASUS ZenBook Pro Duo (UX581) Pantalla 15,6" OLED 4K 16:9 táctil ScreenPad Plus 14" IPS 4K táctil Procesador Intel Core i9-9980HK Intel Core i7-9750H GPU NVIDIA GeForce RTX 2060 - 6GB GDDR6 Memoria Hasta 32GB DDR4 2666MHz Almacenamiento 1TB PCIe x4 SSD Batería 71Wh, 4 celdas Li-Po 19.5V, 230W Sonido y cámara Micrófono con Cortana, Alexa, certificación Harman Kardon, IR webcam Sistema operativo Microsoft Windows 10 Home / Pro Dimensiones y peso 359 x 246 x 24 mm 2.5 kg Conectores Thunderbolt 3 USB C, 2 USB 3.1, HDMI, audio Conectividad Intel WiFi 6 Gig+, BT 5.0 Precio Desde 2999 euros Conectividad reducida Pese al grosor y tamaño del ASUS Zenbook Pro Duo, la conectividad del equipo nos ha parecido escasa. En el lateral derecho podemos encontrar la salida de audio, un puerto USB-C Thunderbolt 3 (DisplayPort) así como un USB 3.1 Gen 2 Tipo A. Ya en la parte izquierda queda la entrada de alimentación para un cargador propietario y enorme, una salida HDMI 2.0 y un segundo puerto USB 3.1 Gen 2 tipo A. La poca conectividad se debe en parte a la necesidad de habilitar dos salidas de aire de buen tamaño para refrigerar la segunda pantalla La conectividad inalámbrica está bien cubierta con Bluetooth 5.0 y WiFi 6 con Gig+ (802.11ax). En cuanto a la webcam, incluye IR con soporte Windows Hello y el sistema de micrófonos está preparado tanto para usarlos con Cortana como con Alexa. Y sistema de sonido viene certificado por Harman Kardon pero no está por encima de la media ni en nitidez ni tampoco en potencia total. En Xataka Qué es WiFi 6 y por qué va a mejorar tu red WiFi de casa (o cuando te conectes a una pública) En realidad las opciones no eran muchas debido a que el sistema de refrigeración para la segunda pantalla abarcaba ya buena parte de los dos laterales. Ese sistema de refrigeración lateral con ventiladores está casi siempre en funcionamiento si tenemos la pantalla ASUS ScreenPad. Es cierto que apenas introduce ruido pero tanto la superficie de la pantalla inferior como los laterales por donde se extrae el aire caliente son zonas incómodas cuando se calientan tras un periodo largo de uso del equipo. Una doble pantalla 4K productiva Solo con la pantalla principal OLED NanoEdge 4K HDR, el ASUS Zenbook Pro Duo ya podría ser uno de los portátiles más destacados en la actualidad en este apartado. Pero ASUS ha seguido la idea Duo de la generación anterior, experimento que con buen criterio aunque riesgo han decido mantener. La pantalla principal del ASUS Zenbook Pro Duo es un panel táctil HDR de 15,6 pulgadas con resolución de 3840x2160 píxeles, con marcos reducidos pero todavía presentes, formato 16:9 y una calidad muy alta. Es un panel con contraste 100000:1, con alto brillo, nitidez asombrosa y 100% espacio de color DCI-P3. La segunda pantalla ocupa justo la mitad de la zona que habitualmente está destinada al teclado y touchpad. Tiene resolución 4K (concretamente 3840x1100 píxeles) y una diagonal equivalente de 14 pulgadas aunque en formato más alargado, lo que hace que se aproveche mejor con varias aplicaciones abiertas en ella que exclusivamente con la reproducción de vídeo, por ejemplo. A diferencia de la superior, tiene acabado mate, algo que, desde el ángulo de visualización habitual, hace que pierda un poco de fuerza y visualización. Es lógicamente táctil. La segunda pantalla no solo puede ser útil para tareas creativas como edición de vídeo, foto o vídeo. Un simple usuario, si quisiera invertir en este equipo tan curioso, podría sacarle bastante partido. Poder trasladar aplicaciones completas a la pantalla inferior, como un reproductor de vídeo, Spotify o lo que deseemos, nos abre un abanico de multitarea completa y hasta adictiva. Imagina tan solo poder estar reproduciendo vídeos ya sea de ocio o tutoriales en la pantalla inferior y disponer de todo el espacio de la superior para la aplicación principal. En estos días trabajando con el ASUS Zenbook Pro Duo me he acostumbrado a navegar, gestionar correo, realizar tareas de ofimática e incluso jugar (el equipo viene preparado para ello a nivel de potencia) con aplicaciones en segundo plano pero plenamente accesibles en la ScreenPad. Es algo adictivo y que, quizás con otro diseño o sin los inconvenientes del calor que genera alrededor, uno querría tener en todos sus portátiles. La gestión de la segunda pantalla es bastante intuitiva y la mayoría de situaciones han sido bien pensadas. El paso de aplicaciones desde una pantalla a otra se puede hacer simplemente arrastrando, e incluso pueden quedar a medias entre pantallas. El arrastre mejor hacerlo con ayuda de un ratón o el trackpad en vez de con los dedos desde la pantalla. La ScreenPad tiene su propio sistema de gestión donde podemos indicar el comportamiento de las aplicaciones en esa pantalla, hacer un traspaso rápido entre lo que vemos abajo o arriba, así como fijar una serie de aplicaciones que podemos lanzar directamente en la pantalla de abajo. Ahí por ejemplo pusimos tanto Spotify como el juego Candy Crush para que, al lanzarlas desde el sistema, aparecieran por defecto en la pantalla inferior. La doble pantalla empieza como una curiosidad pero se acaba convirtiendo en una aliada de la productividad en el PC En la pantalla ScreenPad podemos también tomar notas con su aplicación para escritura a mano (o con stylus) o crear accesos directos y atajos para determinadas funciones que hagamos habitualmente en el sistema o aplicaciones. Una función muy práctica para sacar más partido a la segunda pantalla del ASUS Zenbook Pro Duo es la de Grupo de Tareas, que permite escoger hasta cinco aplicaciones repartidas entre la principal (máximo dos) y la secundaria (máximo tres), determinar de qué manera quedan situadas en las pantallas y luego, con solo pulsar ese acceso directo en el ScreenPad, se lanzarán y colocarán todas las que hayamos determinado. Un teclado y touchpad fuera de lo común Lógicamente, el espacio que la segunda pantalla ocupa en el diseño del ASUS Zenbook Pro Duo provoca que la configuración del teclado sea muy diferente a la que encontramos habitualmente en un portátil. En el ASUS Zenbook Pro Duo el teclado apenas ocupa la mitad inferior de todo el espacio que habitualmente tiene asignado este elemento. Ese diseño que coloca el teclado donde habitualmente va el trackpad y los reposamuñecas hace que parezca más compacto, aunque en realidad se trata de un diseño de teclado completo. Sin ningún añadido, la ergonomía al teclear en el ASUS Zenbook Pro Duo no es para escribir mucho tiempo Esa situación provoca que al principio teclear en el ASUS Zenbook Pro Duo sea bastante extraño. Una vez que nos hemos acostumbrado, nuestra frecuencia de tecleo mejora hasta casi igualar la de un teclado con una disposición más clásica pero al no disponer de una zona de descanso para las muñecas, no nos ha resultado un teclado cómodo para largas sesiones de escritura. La extraña disposición de teclado se puede solucionar con un reposamuñecas de quita y pon, pero no ocurre lo mismo con el touchpad ASUS lo soluciona en parte incluyendo un reposamuñecas extraíble que mejora mucho la experiencia, por lo que es casi imprescindible tenerlo colocado cuando estamos trabajando de manera continuada con él o si este equipo lo tenemos habilitado como dispositivo principal en casa o el lugar de trabajo. No un añadido que vayamos a llevar a todos lados, pero en nuestro puesto de trabajo es de una utilidad máxima si queremos teclear con comodidad Esta situación será la habitual pues con el peso y tamaño del equipo no es un modelo recomendado para trabajar en movilidad todo el tiempo. Con esta diposición de la pantalla y el teclado, el touchpad queda desterrado al lateral derecho del teclado, justo donde en un teclado completo encontraríamos la zona numérica. De nuevo las primeras horas con esta disposición resultan bastante extrañas. Además tiene un tamaño más reducido que los habituales, lo que dificulta la ejecución de gestos y los movimientos naturales que ya teníamos asociados a otros touchpads de más tamaño. Mediante un solo botón en la esquina derecha de este touchpad, el mismo se convierte en un teclado numérico clásico sin que teniéndolo activado se deje de poder utilizar el trackpad. El touchpad dobla funcionalidad como teclado numérico táctil sin que deje de funcionar como touchpad El tacto y precisión del touchpad es muy bueno, y aunque como hemos indicado no admite mucho recurrido lateral, es cómodo de usar conociendo sus limitaciones. Un interior preparado para lo que necesites ASUS no ha escatimado en prestaciones para su modelo de portátil más completo y profesional, al menos en el ámbito creativo tanto de vídeo como de fotografía o dibujo. Como hemos indicado, la segunda pantalla tiene un potencial enorme si las aplicaciones de diseño o edición de fotografía/vídeo la saben aprovechar. Incluso de serie viene un lápiz táctil cómodo, my ligero y de calidad (hasta 1024 niveles de presión admite) para poder usar esa segunda pantalla como una tableta digitalizadora con bastante buen resultado. Lástima que en el diseño del equipo no haya lugar habilitado para mantener a salvo ese lápiz táctil. El interior del modelo del ASUS Zenbook Pro Duo que hemos probado en Xataka está configurado con un procesador Core i9-9980HK (se puede conseguir también con un Core i7-9750H), la gráfica Nvidia GeForce RTX 2060 con 6 GB de memoria GDDR6 VRAM, 32 GB de memoria RAM DDR4 2666 MHz y un SSD PCIe de 1 TB. La batería es de 71 Wh. La configuración más completa y cara está pensada para quien quiere el equipo para jugar, algo que admite este portátil aunque nos parece un extra fuera de contexto en este equipo más creativo y de trabajo Con esta configuración base no hay problema alguno a la hora de trabajar de de manera perfectamente solvente con este equipo, ya sea edición de vídeo, fotos, ofimática o navegación con decenas de pestañas y programas abiertos a la vez. En nuestros test habituales de rendimiento, el ASUS Zenbook Pro Duo consiguió una puntuación de 1812 en CineBench, más de 13000 puntos en 3DMark Fire Strike y 3504 puntos en PCMark 8 (Home). Si tus aspiraciones son también las de jugar con el ASUS Zenbook Pro Duo, la gráfica RTX 2060 de Nvidia da margen de sobra para ello. En juego a 1080p superamos con creces los 40 fps en títulos como Rise of the Tomb Raider, superando los 70 fps en otros como GTA V. Cuando le exigimos lo máximo al portátil, el calor y ruido aumentan en consecuencia, pero solo nos preocupa lo primero, pues con la segunda pantalla ocupando un lugar importante del chasis, prácticamente desde el frontal es la única zona donde no hay salida de aire caliente. Incluso hay un modo turbo para estas situaciones, el cual podemos activar o no con un botón dedicado sobre el touchpad. La contrapartida, porque tenía que haberla, del alarde de pantallas, resolución y potencia (tanto en procesador como en tarjeta gráfica) la encontramos lógicamente en la batería. ASUS ZenBook Pro Duo UX581GV-H2006T - Portátil de 15,6" con ScreenPad Plus de 14" (i7-9750H, 32GB RAM, 512GB SSD, GeForce RTX2060, Windows 10 Home) Metal Azul Celeste - Teclado QWERTY español Hoy en Amazon por 3.179,20€ Pese a su capacidad de 71 Wh, en tareas de navegación web, algo de ofimática, reproducción multimedia y un uso básico del equipo, recurriendo siempre a la segunda pantalla, nuestras pruebas de estos días nos han ofrecido una media de poco más de 2,5 horas de aguante. ASUS Zenbook Pro Duo, la opinión y nota de Xataka En un mercado tan sobrio y previsible, el aire de novedad, innovación y sobre todo atrevimiento del ASUS Zenbook Pro Duo hay que ponerlo en valor. Estamos ante un portátil diferente y sin igual que además no descuida la mayoría de apartados importantes de un equipo como éste. El rendimiento está acorde con su excelente interior, quizás sobredimensionado para el objetivo principal que vemos a este equipo que no es otro que ser un portátil que sustituya a un sobremesa para tareas creativas y donde la productividad de una segunda pantalla es clave. Ese posicionamiento de sobremesa portátil es así por dos motivos principales: la necesidad de un ratón y el añadido del reposamuñecas para el teclado en caso de querer trabajar en largas sesiones productivas. Pero sin duda alguna lo mejor con el ASUS Zenbook Pro Duo nos lo ha dado la combinación de sus dos pantallas, de gran calidad ambas, y que, con todavía camino por andar en compatibilidad con aplicaciones, ofrece una manera de trabajar productiva y adictiva. 8,3 Diseño8,5 Pantalla 9,5 Rendimiento9 Teclado/trackpad7,75 Software8,75 Autonomía6,5 A favor Buena calidad de ambas pantallas Atrevimiento que resulta llamativo pero también productivo Rendimiento de sobra para tareas de ocio y también de trabajo duro En contra Es pesado y con configuración de portátil de sobremesa Conectividad limitada La batería para los excesos en pantalla y configuración El portátil ha sido cedido para la prueba por parte de ASUS. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas. También te recomendamos Alienware m15, el portátil 'gaming' menos pesado y grueso de Dell con pantalla 4K y las NVIDIA Max-Q El nuevo ASUS ROG Zephyrus S GX701 se apunta a la pantallas de 300 Hz, esto es la guerra Gigabyte Aero 15-Y9, análisis: nada es corriente en el portátil gaming de 5000 euros con Core i9 y RTX 2080 - La noticia ASUS Zenbook Pro Duo, análisis: el portátil de doble pantalla 4K intenta ser el portátil definitivo fue publicada originalmente en Xataka por Javier Penalva .

Leer más »